El refugio para animales callejeros "PIF"

Donetsk, Ucrania

Russian English Deutsch
Martes
27.09.2016
16:46
Welcome Visitante RegistrarseSalida

Encuesta

Como ayudas a los animales?
Total de respuestas: 11

Nesecito un dueño

Formulario de entrada

Estadística

Total en línea: 1
Invitados: 1
Usuarios: 0

Casi todos nosotros algun día pensamos en tener un gato o un perro. Y empezamos a buscar a una mascota. A menudo queremos que nuestro animal no sea solo nuestro amigo sino que sea una demostración de nuestro estatus social, un gato de raza con excelente pedigrí, o un perro, futuro campeón de muchos títulos.

Los buscamos en diferentes criaderos, esperando durante meses a un gatito o un cachorro. Gastamos mucho dinero para que después podamos contar a nuestros compañeros sobre sus éxitos, porque también es nuestro éxito.

Al mismo tiempo al lado viven animales con otra suerte. Ellos no tienen títulos y en su “pedigrí” esta escrito que han nacido en un sótano, y la mayoría de ellos nunca han conocido las caricias de un dueño. Cada uno tiene su historia. Uno ha perdido su dueño por casualidad, otro nunca lo ha tenido...

Un gato flaco que esta bajo la fria lluvia antes tenía su casa. Su dueña, una mujer vieja, cada día le compraba cosas ricas, le acariciaba y lo pasaban muy bien los dos. Pero un día ella murió. Y ahora este pobre gato no puede entender porque en su casa, donde lo cuidaban y acariciaban, vive otra gente y no le dejan entrar.

Un perro flaco viene cada día al mismo lugar. Hace tiempo vío aquí a su dueño por ultima vez. Lleva mucho tiempo aqui bajo el sol, la lluvia y el frío, mirando con esperanza a los ojos de la gente que va pasando: “¿Puede que éste sea mi dueño? tanto tiempo ha pasado ya”. El perro no sabe que lo han traicionado porque no sabe lo que es traicionar a un amigo.

Si los animales supieran hablar, te hablarían sobre la crueldad, falta de sensibilidad, la traición... Pero ellos no saben hablar.

Así van por la vida los animales traicionados, agachando la cabeza, intentando evitar los empujones, y mirando a los ojos con esperanza de encotrar una vida mejor. ¿Piensas que ellos nos piden comida? No.

En su dura vida ya han aprendido a buscar migajas de comida y sólo buscan cariño, porque a pesar de todo, se fían del hombre.

No importa la razón por la cuál ahora estan en la calle: ya sea por una trágica casualidad o por la crueldad humana, los animales callejeros esperan hasta último momento a que un día aparezca una persona que les acaricie y les diga “Que tal amigo mío, vamonos a casa!” ¿Puede ser que tu seas esa Persona?

Piensa, ¿ te importan tanto los pedigrís, títulos y galardones? Ven a un refugio para animales callejeros y mira en sus ojos. Puede ser que aqui mismo te este esperando tu mejor amigo, que nunca te traicionará y te se será fiel para toda la vida.

счетчик посещаемости
eXTReMe Tracker